La misteriosa llama de la Reina Loana

la-misteriosa-llama-de-la-reina-loanaLa última novela de uno de los más grandes escritores modernos, Umberto Eco, quién con esta exquisita obra nos trae la triste noticia de que no publicará más libros de ficción. La razón de su comportamiento la desconozco pero si lamento muchísimo esta contrariedad que me aleja de uno de los autores que me han conmovido profundamente. Solo me queda el consuelo de que pronto comenzaré a disfrutar de Baudolino, el único volumen que aún no leo y del cual espero me depare las mismas satisfacciones que sus anteriores entregas literarias.

La misteriosa llama… es difícil de comentar, aunque su argumento es bien simple: un vendedor de libros antiguos nombrado Yambo sufre un accidente y al despertar en el hospital no recuerda su pasado, conserva solo su memoria semántica esa que nos ayuda a realizar acciones cotidianas como cepillarse los dientes, conducir, caminar y demás funciones que hacemos de forma automática. En busca de su pasado viaja al hogar de su infancia, una mansión en el campo donde están guardados montones de libros, revistas, discos y demás objetos pertenecientes a su niñez. Redescubrirlos es el comienzo del viaje a lo que Yambo ha perdido pero también es una vereda que nos conduce por los primeros años del siglo XX y sobre todo por esa etapa negra que fue la Italia fascista. No sigo con el argumento ya que sería como contar el final de la novela y no hay nada tan desagradable como eso.

Apuntaba unas líneas arriba que es difícil opinar sobre las obras de Eco, situación aún más compleja en esta entrega que es atípica desde el mismo comienzo. Primera vez que tropiezo con una novela ilustrada, cubierta de láminas que sirven como armazón del texto y para provocar en nuestro interior sensaciones indescriptibles, es como vivir la historia, pero vivirla de extraña manera pues a medida que avanzamos nos damos cuenta que nuestra vida tiene mucho en común con lo que se cuenta. Es también un descubrimiento de nuestra infancia.

2 comentarios:

Sirena Varada dijo...

Interesante reseña, Dante. Todavía no he leído esta novela, pero los libros de Eco son inteligentes y están bien escritos aun despertando a veces pasiones muy encontradas.
Un saludo
(Por cierto, he leído por algún sitio que Eco se ha convertido en teólogo del enciclopedismo contra Internet)

Anónimo dijo...

Es primera vez que te visito y me ha parecido interesante el sitio, he visto pocos blog de cubanos, sobre libros, por eso me llamó mucho la atención el tuyo y me parece muy bueno.
Hace un par de años leí esta novela y aunque me gustó mucho la forma de escribir de Eco, confieso que la sentí muy ajena a mí, era como si no me interesara mucho lo que me contaba. Sí la terminé y fíjate, no quiero decir que no me gustó, al contrario, sino que esperaba otra cosa. No sé, tal vez soy demasiado selectiva.
Te seguiré viendo, un saludo cubanito como tú.
ADE
http://milibreria.wordpress.com