Castigo divino

Hacía el 29 de junio del año 3123 antes de Cristo el horror se apoderó de las almas pecadoras que habitaban las ciudades de Sodoma y Gomorra, estos emporios donde reinaba la perversión y la lujuria fueron borrados de la faz de la tierra por la ira del Señor.

La Biblia narra con precisión el proceder divino aunque no con la exactitud de la fecha señalada. La que sí lo hace es una tablilla de arcilla descubierta en el siglo XIX bajo las ruinas del palacio de Nínive por el arqueólogo victoriano Henry Layard, y que fue datada para el año 700 antes de Cristo. Su forma de escudo porta un texto que ha permanecido indescifrable por largos años y que ha develado su misterioso contenido hace pocos días, dejando atónicos a la comunidad científica, pues ocultaba la explicación del fenómeno divino.

Los responsables del hallazgo afirman que se trata de la reproducción asiria de un texto, cuyo autor fue un astrónomo sumerio del cuarto milenio antes de Cristo, el cual presenta con lujos de detalles el impacto sobre la tierra de un gigantesco asteroide que ocasionó enormes devastaciones. Para ser fieles a la verdad debemos argüir que la tablilla no menciona las ciudades del pecado pero análisis históricos ubican por esta época la proliferación en toda la cuenca mediterránea de multitud de leyendas apocalípticas.

En las sagradas escrituras se narra con detalles los días que antecedieron a la destrucción de las ciudades, también los conflictos divinos de Abraham con Iahvé para evitar la acción de este último considerando a los justos que habitaban ese lugar.

La compenetración de la historia con la ciencia es una poderosa herramienta para entender nuestro pasado. En el caso precedente parece hallarse la explicación sobre una leyenda que ha trascendido hasta la actualidad y que ha sido dada por verídica por millones de seres y supongo seguirá así, puesto que los caminos del Señor son indescifrables, bien pudo su mano servirse de ese objeto cósmico para sus justicieros planes.

La inscripción tallada en esta tablilla del año 700 antes de Cristo describe la caída del meteorito que pudo destruir Sodoma y Gomorra.

No hay comentarios: